Inicio ACTUALIDAD Destacados Licantropía

Licantropía

580
18
Pedro Minaya.
Pedro Minaya.

Todos hemos visto películas, leído libros o escuchado cuentos sobre el hombre lobo, donde una persona, bajo el cobijo de la luna llena, se transforma en un monstruo con mucho de lobo y algo de humanoide.  Nadie es capaz de precisar con exactitud el origen de este mito o leyenda, algunos lo relacionan al mito de Lycaón, Rey de Arcadia, condenado por el mismo Zeus, a convertirse junto con su descendencia, en lobos.

Esta leyenda  coincide con  una afección real en el ser humano, conocida como Licantropía y que básicamente significa un trastorno mediante el cual el individuo que lo padece cree que se convierte en un lobo, piensa que tiene garras, pelaje y dientes afilados y que ha sufrido una verdadera mutación, es capaz de comer carne cruda y atacar agresivamente, cuando en realidad su apariencia sigue siendo absolutamente normal y no ha sufrido cambio alguno.


Existe una rara variante de la enfermedad denominada Porfiria , que combinada con la cruel Hipertricosis, puede dar en el sujeto que la padece, la apariencia de un monstruo con abundante pelo en el cuerpo, dientes afilados, ojos rojizos, fotofobia, deformación, etc., aunque su alma permanezca incólume.

Toda esta divagación me vino como resultado de la expresión de un servil escudero, que al justificar el transfuguismo político de su mentor dijo mas o menos lo siguiente: “es como el hombre lobo, que debe dejar su piel original, que lo limita, para poder transformarse en un ser poderoso, en el salvador”.

He tratado, en vano por supuesto, de encontrar una analogía de estos padeceres, con el de políticos que cambian de camiseta y se creen transformados, tocados por la iluminación, más allá de la lealtad; solo una temporal fidelidad al taimado que los anida, solo importan ellos nada mas, no interesa el partido que los amparó, los formó, les dio la oportunidad, los potenció y los protegió. No son licántropos, pues tienen la mutación del traidor marcada en la cara, no padecen de Porfiria e Hipertricosis, pues su alma se corrompió, creo que son Teriomorfos, que han mutado en parte a animal, al único que se me ocurre es a sabandija.

Por: Pedro Minaya Bazán
Secretario General de Lima Provincias del PPC

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here