Inicio ACTUALIDAD Destacados Ladrón arrepentido devolvió cáliz robado junto a una nota que decía: “No...

Ladrón arrepentido devolvió cáliz robado junto a una nota que decía: “No quiero ser un pecador”

Catorce días después de sustraer el cáliz de la parroquia Juan XXIII en Callao, el pasado viernes 8 de octubre, el ladrón devolvió el objeto valorizado en 6.500 soles y dejó una carta en la que le expresa su arrepentimiento al párroco y le pide que no lo denuncie antes las autoridades.

Según narró el sacerdote Jorge Ramírez, la mañana del viernes, un trabajador parroquial le entregó una bolsa de papel que minutos antes había recibido a través de un delivery, y creyó que era un desayuno, razón por lo que no prestó atención a su contenido, sino hasta que decidió guardar los supuestos alimentos en la refrigeradora.

Al abrir la bolsa encontró el cáliz que tanto buscaba y un papel doblado en el que había un mensaje del sujeto, quien suplicaba perdón. En la misiva le mencionó que su hija vio el caso y le pidió que “detuviera todo”.


“Padre, lo siento. Estoy arrepentido. Tengo una hija y necesitaba. Por favor, no quiero dejarla sola. No me denuncie. Perdóneme, se lo pido de rodillas. Dios me perdone. Tenga compasión. Mi hija lo vio todo y me pidió que detenga todo”, se lee en la carta.

Dos semanas antes, cuando Jorge Ramírez difundió que habían robado en su iglesia y mostró el registro de las cámaras de seguridad, expresó que el hecho es un “sacrilegio, un acto contra lo sagrado” y que ello le generaba un profundo dolor.

“Estoy muy nervioso, porque ya no tenemos la tranquilidad que debe tener una casa como la de nosotros, una casa religiosa. Para nosotros, el cáliz es sagrado, y eso es lo que nos duele”, declaró en esa oportunidad a un medio nacional.

Artículo anteriorGrupo de enfermeras del hospital de Chancay exigen a la DIRESA el cambio del director Paredes
Artículo siguienteUna persona resultó herida tras terrible balacera en pleno centro de Huaral

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here