Inicio Destacados En la crianza de nuestros hijos mas vale tarde que nunca

En la crianza de nuestros hijos mas vale tarde que nunca

413
0
Compartir

La verdad es que este más que un artículo, pretende ser una carta abierta para los padres de familia. Quien duda que hoy vivimos en un mundo muy agitado, en sociedades donde el dinero, lo material y tener el poder de alguna manera controlan nuestras vidas, en ocasiones incluso ya no importa ni el como?, con tal de lograr algún objetivo, así en el camino hallamos realizado algún acto inapropiado, en esa vorágine a menudo olvidamos que las relaciones necesitan atención y tiempo, sobretodo si hablamos de la crianza de nuestros hijos, créanme que la mejor inversión de los padres de familia es el tiempo y la calidad en la crianza de sus hijos, en ocasiones muy frecuentes los diversos medios de comunicación nos estremecen con noticias, donde las victimas son adolescentes o jóvenes, pero a muchos padres les queda un sabor amargo en la boca, pensando que la victima pudo ser su propio hijo/a, por ello el titulo, la verdad que nunca es tarde para empezar a criar adecuadamente, por diversas circunstancias hoy los padres paran fueran del hogar por largas horas, dejando de compartir un tiempo de calidad para la crianza de nuestros hijos, hoy mas que nunca es importante escuchar activamente sus dudas e inquietudes así como mantener conversaciones genuinas, no se necesita accesorios especiales o inversión de dinero, para brindarles el tiempo de calidad, esos momentos se pueden coordinar previamente o surgir en forma espontanea, después del almuerzo o cena, viendo televisión, en le auto, caminando, la verdad es que uno encuentra espacios de tiempo cuando así lo quiere, es importante ser amigos de ellos pero sin dejar el rol de padres, la autoridad no hay que perderla jamás.

Hoy sin duda adolescentes y jóvenes viven otra clase de «modernidad», muy distinta a los que hoy estamos en base cuatro o cinco, por ello el criarlos en forma adecuada es todo un reto, hoy desde niños están expuestos a una gran variedad de experiencias y riesgos, sin estar preparados antes de enfrentarlos, lo curioso es que lo mismo les pasa en la actualidad a la mayoría de padres en lo relacionado a la crianza, son otros tiempos donde los niños reciben una gran cantidad de estímulos, sociales, culturales y tecnológicos, se imaginan procesar toda esa información sin una adecuada orientación.


Un factor a tomar en cuenta es que los niños, adolescentes y jóvenes tienen diferentes necesidades y capacidades en cada etapa de su desarrollo, de niños por ejemplo es cuando debemos empezar a enseñarles principios y valores, pero con términos apropiados de acuerdo a su edad, los invito a que lean un interesante libro del psicólogo Suizo Jean Piaget, quien desarrollo una teoría del desarrollo intelectual y moral en los niños.
En una crianza adecuada la autoridad no necesita de violencia para sostenerse, lo que siempre dará resultado es la disciplina firme, clara y consistente, que se ofrezca con amor y paciencia, en un dialogo sincero, abierto y sobretodo pregonando con el ejemplo.

Reglas fijas y claras desde un principio, les sugiero crear sus propias «Reglas de la familia», hoy se dan adelantos tecnológicos como el internet, donde se quiera o no han creado nuevos códigos y relaciones entre ellos, los adolescentes y jóvenes son mas que nunca adictos al riesgo a las emociones fuertes, por otro lado los jóvenes tienen a la mano un abanico de drogas, en este punto según el ultimo estudio de Cedro, el consumo de alcohol y drogas en nuestra juventud ha crecido en forma significativa, otro factor son los juegos de azar, si uno ingresa a un casino vera una gran cantidad de jóvenes en sus instalaciones, la población juvenil vive con intensidad y en forma rápida, pero si toman el camino equivocado, es por que detrás de esas acciones hay una crianza inadecuada de los padres, alguno de ellos para compensar la falta de tiempo para estar con ellos, los llenan de regalos o son muy condescendiente, llevando con ello una «crianza» en paz, en la practica el efecto es todo lo contrario al deseado.

Finalmente no olvidemos que para construir una solida relación con nuestros hijos, esta debe estar sostenida en dos pilares Amor y respeto, y si no sabe, quiere o puede criar, busque ayuda profesional.

CESAR ORTIZ ANDERSON
PDTE DE APROSEC

Deja un comentario