Inicio Destacados Una luz al final del túnel

Una luz al final del túnel

635
6
Compartir

 

Regidora provincial de Huaral, Ana Kobayashi Kobayashi.
Regidora provincial de Huaral, Ana Kobayashi Kobayashi.

“No es el ojo el que hace ver al hombre, sino el hombre quien hace que el ojo vea”
(Paracelso)

Escribo este artículo faltando 9 meses y días para las elecciones municipales y regionales, es decir prácticamente lo que dura un embarazo, ¿Que alumbrará Huaral en este doloroso parto?, es un tema que como atañe al futuro es absolutamente impredecible, sin embargo la experiencia me dice que, si las cosas continúan así como están, es casi un hecho que Huaral contará con una alcaldesa después de mas de 4 lustros.

Escudriñar sobre la razón de ser, de este fenómeno político llamado Ana Kobayashi, es el objetivo de este artículo; considero objetivamente que los principales factores de que Anita Kobayashi, goce de amplia aceptación popular son los siguientes:

1.-SU DESEMPEÑO COMO REGIDORA.- Creo en primer lugar que su participación como regidora, ha sido la principal razón para gozar de tan alta aceptación popular, cuando pregunto a las personas de los diferentes estratos sociales, existe una coincidencia total, en el hecho de que se le ha visto a través de los medios de comunicación, como una persona muy recta, con mucho criterio, con una gran personalidad y mucha inteligencia, es decir reconocen tirios y troyanos que su transparencia y honestidad la han catapultado al lugar donde se encuentra actualmente, existe consenso en que la regidora Ana Kobayashi, es la que mejor desempeño ha tenido en su labor edil, esto lo aceptan inclusive quienes pertenecen a otra opción política.

2.-EL APPELIDO KOBAYASHI.- Su apellido, Kobayashi en Huaral es sinónimo de decencia, honradez y laboriosidad hija de inmigrantes japoneses que se hicieron un nombre a base de esfuerzo y sacrificio, le otorga una simpatía espontanea entre los huaralinos de nacimiento y quienes ha llegado a esta tierra y han escuchado hablar de la familia kobayashi.


3.-SU CARISMA.-La han empezado a llamar la chinita, así la mencionan en los centros poblados que visitamos, y ha demostrado en estos últimos meses gozar de una simpatía natural y de poder llegar a los menos favorecidos con una sencillez y una autenticidad que realmente ha sorprendido a todos, me incluyo entre ellos, en las oportunidades que he tenido de verla en Naturales o el Trébol he podido apreciar que la población siente por Ana kobayashi una simpatía espontanea, hay una empatía automática entre ella y el electorado, elemento fundamental para ganar una elección, ya que de nada vale que un candidato pueda hacer una millonaria campaña sino tiene carisma, evidentemente esto es un don, que no a todos nos esta dado, ya que como dicen los santos evangelios “muchos son los llamados pero pocos los elegidos”, su carisma y don de gente la han convertido en la candidata que menos rechazo genera y que todas las encuestadoras dan como la candidata con mayor opción a ganar las elecciones.

4.- LABOR SOCIAL SIN PARTICIPAR EN POLITICA.- Un factor a tener en cuenta es el hecho de que Anita kobayashi, ha realizado una gran labor de apoyo social ,sin necesidad de ser candidata, sin ni siquiera pensar en ello, lo que demuestra que su vocación de servicio le viene en las venas, lo cual indudablemente hace mucho más creíble su vocación de ayuda a los más desfavorecidos y como consecuencia lógica, goza de un respaldo en quienes la recuerdan como una persona con una permanente vocación de entregas a las causas justas.

5.- SU HONESTIDAD.- No existe una sola persona en Huaral que ponga en tela de juicio la honestidad de Ana Kobayashi, de tal manera que en una provincia donde existe sed y hambre de honestidad, su candidatura llena ese vació que venimos padeciendo desde muchos años, su probidad es la mejor garantía de que hay una esperanza, que no todo esta perdido y que podemos confiar en una mujer que estoy seguro no nos va a defraudar.

Los huaralinos nos jugamos mucho en estas próximas elecciones, es por esa razón que, nos tranquiliza que el pueblo con su gran sabiduría perciba que esta vez si existe una luz al final del túnel, sin lugar a dudas Ana Kobayashi se convierte por sus propios méritos en la esperanza de Huaral.

Por: José Ramos Cazasola.

 

Deja un comentario